Para los que trabajan en la hostelería, el Bilbao es uno de los restaurantes más admirados. Es de aquellos casos donde el ambiente del local y la hospitalidad de Pere y su equipo te hace sentir como si el tiempo se hubiera detenido. Un lugar donde la mejor decoración son sus clientes, siempre lleno a rebosar. Comer y recibir bien siempre ha sido el mejor reclamo. ¡Felicidades!

Fermin Puig